sábado, noviembre 17, 2007

La vida mágica de los fotogramas


¿Sabéis cómo es esa sensación de salir del cine con el alma ligera y la sonrisa en los labios? ¿Sí, no?
Pues eso.

7 comentarios:

oldri dijo...

Dudaba pero me has convencido,¿qué fácil soy no? jajaja. Besitos

Blasfuemia dijo...

Me apetecía ver esta película (además rodada en Asturias ¿no?, creo que los actores engordaron todos en el mes y medio de rodaje que pasaron allí.). Así que ahora ya no tengo excusas: ¿quién se va a negar a esa sensación del alma ligera y la sonrisa en los labios?

Saludos

MORGANA dijo...

Me encantan tus comentarios cinematográficos!! jajajajaja Déjame... la apunto... Besos!!!

Mármara dijo...

Rodada en Asturias, sí, en el concejo de Aller, a golpe de fabada, pote asturiano, embutido "de caza", que llaman allí (en Moreda, Cabañaquinta, Felechosa...) y botellas de sidra.
Buen día, chicas.

chusbg dijo...

Yo no he visto la película, como siempre, pero me hubiese gustado que te hubieses extendido un poquito, a mi también me gustan mucho tus comentarios cinemátográficos.

Saludos

Maslama dijo...

pues nada, habrá que ir a verla..

un saludo!

Mármara dijo...

No me he extendido, Chus, porque prefiero que, si vais a verla, os pase como a mí, que como no tenía ni idea de qué iba no llevaba ni media predisposición en ningún sentido y la disfruté muchísimo más que si hubiera ido con alguna idea preconcebida.

 
Free counter and web stats