sábado, octubre 07, 2006

La vida secreta de los fotogramas (II)

(Anne Hathaway en *El diablo viste de Prada)
-Un millón de chicas matarían por tener tu puesto - le dice el sempiterno diseñador mariquita a la protagonista, cuando se queja del trato vejatorio que le da su jefa.O,
-Sabrás que has triunfado cuando tu vida personal sea una ruina.
O, lo que es lo mismo, un millón, o más, de chicas, matarían por:
-Trabajar sin horario.
-Vivir día y noche colgada del móvil.
-Abandonar a tus amistades, a tu familia y a tu pareja.
-Dejar de ser quien eres para convertirte en lo que otras personas creen que tienes que ser.
-Correr de un lado a otro cargada como una mula, vestida como si fueras a pasarte la jornada en un escaparate.
-Pintarte como una puerta.
-Ponerte más abalorios que la *xata la rifa.
-Depender de la aprobación ajena.
-Satisfacer hasta el mínimo capricho de una jefa déspota, que ni siquiera te llama por tu nombre.
-Pisar a quien se te ponga por delante para ascender.
-Ponerte unos tacones que destrozarán tus pies, además de tu columna.
-Usar la talla 36, aunque midas 1.80.
(*En Asturias había la costumbre de sortear una ternera (xata) en las romerías de los pueblos. Para que la gente se fijara en ella se la paseaba engalanada con toda clase abalorios, lazos, y demás zarandajas)

7 comentarios:

yo, la peor de todas dijo...

pero en esa película hay doble lectura o es simplemente como la cuentas? hay espíritu crítico o esa es la filosofía que despliega?
Por cierto, Mármara tú que estás al día en las novedades cinematográficas ¿has visto algo de la serie "The L word"? Es una serie lésbica (100%)Me gustaría que le echases un vistazo. Yo he visto varios capítulos y me gustaría comentarlos.

soleil dijo...

very nice

Marcela dijo...

Yo los he visto, la peor, y los he disfrutado porque me dediqué a verlos sin el chip crítico puesto. Me gusta mucho ver una serie de chicas besándose y practicando sexo. Así que, todo lo que las rodea (que mira que son pijas, oye) lo perdono por todo lo que disfruté viendo la serie con mi panda.

Ripley dijo...

Yo tambien he visto la serie y también disfruté, es mejor verla acompañada;no es que refleje una realidad real pero nos es más cercana que otras.Respecto al post, ficción exagerada pero con una dosis de sarcasmo porque encierra parte de lo que realmente pasa algunas veces

Mármara dijo...

No he visto la serie que me dices, La Peor, confío en que nos la pongan en abierto en CUATRO, o que alguna amigüita que la tiene grabada me la deje. Comentaremos entonces, porque si Marcela dice que son pijas-pijas, habrá que verla.
Respecto a la peli, bueno, en realidad, no, no hay visión crítica. Tras la apariencia de una crítica mordaz se esconde un auténtico panegírico del mundo de la moda, sus usos y costumbres, la justificada esclavitud hacia las últimas tendencias y la talla 36, etcétera. Porque, además, por mucho que quieran plasmar en el final (que no, que no se esfuerzan nadita)los supuestos "cambios" que sufren los personajes, estos quedan difuminados por la contundencia de la narración.
Ahora bien, para llevarla al aula y fomentar la visión crítica, no tiene precio.

Mármara dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Mármara dijo...

Ahora que lo pienso, Soleil (a veces ando pelín lenta), "very nice", the film or the girl?
Gracias por visitar, éste mi humilde blog desde las lejanas tierras trasatlánticas y, sin embargo, tan cercanas, como se puede observar en este gráfico.

 
Free counter and web stats